miércoles, 18 de agosto de 2010

Alimentación


El alimento ideal para tu recién nacido es la leche materna, pues esta le satisface las necesidades nutricionales, inmunológicas y afectivas.
Debes suministrársela desde que nace y cuando él lo pida, es decir sin ningún horario establecido.
Si por algún motivo, no puedes alimentar a tu bebé a través de lactancia materna, puedes utilizar una formula infantil de leche en polvo o "de tarro", que preferiblemente sea sugerida por tu pediatra, ésta debe prepararse con estrictas medidas de higiene y dársela utilizando un biberón.
Aunque nada es igual a la leche materna, este tipo de alimentación también satisface las necesidades nutricionales y afectivas de tu bebé.
La mejor forma de saber si tu bebé se esta alimentando de manera adecuada, es controlando su aumento de peso,lo cual se puede hacer a través de las citas de control y desarrollo.
Si lo alimentas con leche materna, debes hacerlo entre 15 y 20 minutos en cada seno.
Si lo alimentas con leche de formula debe tomarse una cantidad de onzas que se considera según la edad.
A los cuatro meses por lo general, come unas cinco veces al día;a esta edad es normal que no haga deposiciones todos los días.
Los bebés que se alimentan de leche materna tienen una variación en sus deposiciones, esto puede ser cada 3 o más días, es más pueden hacerlo una vez por semana, esto es normal ya que la leche materna se digiere casi completamente.
En cambio, si toma leche en polvo y empieza a presentar deposiciones duras, cada dos días o más lo indicado es que consultes con tu medico para verificar que esté asimilando correctamente los nutrientes esenciales para esta etapa de su vida.
Hasta los 5 ó 6 meses, la leche materna o de biberón es todo lo que necesita tu bebé. Después de este período alcanza el desarrollo necesario para poder ingerir alimentos sólidos, a lo cual también se le llama "alimentación complementaria".
Antes de esa edad, él tiene el reflejo de protusión de la lengua, que consiste en expulsar hacia afuera cualquier tipo de alimento sólido que le ofreces.
También debes tener en cuenta que por la inmadurez de su boca, lengua y encías,se dificulta el suministro de alimentos con cuchara. Sólo alrededor de los seis meses de vida puedes incluir en su dieta alimentos semisólidos ;para esto debes conseguir una cuchara pequeña, que no sea metálica para evitar lesiones en su boca,sobre la punta de ella pones una cantidad mínima de alimento semisólidos, la llevas hasta su boca y la inclinas un poco hacia atrás. Trata siempre de poner los alimentos en la mitad de la lengua.

TEN EN CUENTA QUE: al principio no importa la cantidad de alimento semisólido que coma, sino el hecho de que tu bebé esta aprendiendo a tragar.
Debes darle una nueva comida sólida a la vez, con intervalos semanales, que te permitan identificar si es alérgico a una de ellas, estas alergias generalmente se manifiestan con brotes o diarreas, en caso de que suceda, evita darle este alimento por un tiempo.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 

Blogroll

About